Más allá del gen egoísta. Gerald Hüther

Después de mucho tiempo sin editar ninguna nueva entrada en esta web, hoy lo hacemos para celebrar algo que nos ha llamado la atención. Ha salido publicada una entrevista, en el diario El Mundo, que le han realizado a Gerald Hüther, un destacadísimo neurobiólogo y divulgador científico, donde, en contra de la mayor parte de los teóricos evolucionistas, pone en cuestión la prioridad de la selección natural, la competitividad, los genes “egoístas”, etc. y destaca algo más importante que todo eso, como veis abajo.

Justo en esta línea, hace ya unos cuantos años, en 2010, en esta web publicamos un post donde hacíamos hincapié en esa misma visión que ahora describe Gerald Hüther. ¿Genes “egoístas”? ¿Por qué no genes “amorosos”?

Sigue leyendo

Seducción hacia la salud. Dejar de pasarlo mal en la pareja

(Introducción de Alberto Hidalgo, “El Violinista”)

¿Eres de esas personas que sufre habitualmente en el amor? ¿De esas que cuando sale en pareja sientes que tienes que hacer todo tipo de esfuerzos para que las cosas funcionen?

¿Te has planteado alguna vez que a lo mejor no necesitas hacer todo eso sino, simplemente, dejar esa relación y encontrar una pareja que se adapte mejor a ti, donde disfrutes más y sufras menos?

Quizás pueda venirte bien leer este artículo de abajo donde entrevistan a Patricia Conde, la famosa humorista y presentadora del conocido programa “Sé lo que hicísteis…”. Las cosas le van muy bien en su vida. Al leer qué piensa ella sobre el amor, y cómo lo afronta, es posible que pueda servirte de ejemplo y así darte cuenta de que hay otras alternativas en el amor, que no sea sufrir y pasarlo mal.

Me ha venido a la cabeza esa frase, tan escatológicamente gráfica, como sabia:

El amor es como un peo, si tienes que forzarlo, probablemente será una mierda“.

Aquí está el artículo.

Patricia Conde «Si algo no me va, lo aparto» (Entrevista de Arantza Furundarena)

Embarazada de 17 semanas, Patricia Conde siente tal felicidad en su estado que su familia la llama «happy-zen».

Sigue leyendo

Seducción amorosa. ¡Qué bueno fue! Cediendo el asiento

Tenemos a una nueva y joven seductora en nuestras filas, nuestra amiga Srita. Cora, que hace unos días nos escribió para compartir su historia de seducción. Se ha dado cuenta, por experiencia propia, lo que hemos comentado y comprobado ya muchas veces, que cuando uno se toma esto como pura diversión, todo fluye por sí mismo, sin hacer esfuerzo alguno.

Gracias, Srita. Cora, por compartir tu historia.

¿Se puede seducir comenzando por algo tan simple como ceder el asiento a alguien? Vamos a comprobar que sí 🙂 Aquí nos lo cuenta Cora.

Carta de Srita. Cora

Primero me presento, me pueden llamar Cora, tengo 17 años y soy de México de una parte muy citadina jaja. Vengo leyendo esto hace varios meses y puedo decir que los resultados fueron inmediatos una vez que entendí que lo importante es divertirse.

Me gustaría compartir un exito que tuve, bueno yo lo veo como éxito porque no cierro posibilidades. ¿Comienzo ya? jaja.

Sigue leyendo

Seducción amorosa. ¡Qué bueno fue! En una entrevista de trabajo

¿Tú también recuerdas algún momento de disfrute? ¿Quieres compartirlo? (puedes escribir abajo del todo) 😉

Nuestro amigo David ha regresado de nuevo a la Web, y como siempre, nos trae una refrescante vivencia real de seducción, en este caso, ¡en una entrevista de trabajo! ¡Este David no deja pasar oportunidad para seducir! 😉

Gracias, David, por compartir tu historia con todos nosotros. 😉

Carta de David

Violinista te saludo luego de años! a lo mejor ya ni me recuerdes, he estado desaparecido pero no quiere decir que por malos rumbos jeje

Resumen: terminé 2do semestre y paso a 3ro, entonces porque no buscar un trabajo para 2 meses? vamos!

Fui primero a un cine, luego de explayarme magnificamente bien la señorita que me ntrevista me dice que “primer punto: nadie se habia sentado así (de inmediato vi como me estaba sentado jaja) y segundo, aquí te desaprovecharia, no quieres a otro lado donde puedas explotarte a ti mismo más”.

Sigue leyendo

Seducción amorosa. Qué bueno fue. Miradas en la biblioteca

Continúa la cadena de vivencias, ¿te apuntas? 🙂

Nuestro amigo Redsirious reapareció hace poco en la Web con ganas de compartir nuevas vivencias. Hasta tal punto que me ofreció la posibilidad de elegir entre estas palabras  “Pasión”, “Sorpresa” y “Admiración”, cada una relacionada con una vivencia suya. Al ver esto, se me ocurrió que su forma de ofrecer un menu para contar historias sirve perfectamente de Calentamiento en cualquier conversación, y así se lo dije. Os dejo su vivencia y lo sucedido 😉

Ofrecimiento de Redsirious

Tengo unas cuantas historias así que te toca a TI elegir una de estas palabras y dependiendo cual elijas escribo una u otra:

– Pasión

– Sorpresa

– Admiración

Contestación de El Violinista

Redsirious, vaya, acabas de crear un Calentamiento sin querer jeje. Eres como una máquina expendedora de temas, se echa una monedita, se elige el tema, y lo sueltas jeje. Me recuerdas a las antiguas Gramolas, o máquinas pincha-discos, solo que contando historias jeje. Podemos llamarle al Calentamiento, por ejemplo, “Gramola pincha-historias” o “máquina pincha-historias

Estás hablando un buen rato con una chica y le dices:

Sigue leyendo

Seducción amorosa. ¡Qué bueno fue! Fiesta árabe

Continúa la cadena de vivencias, ¿te apuntas? 🙂

Hoy os dejo una de esas historias reales de seducción que me encantan, las que son de pleno disfrute y cero mente. La publicó el otro día nuestro amigo James Bond en su Web, y ocurrió en plena “fiesta árabe”.

Gracias, James Bond, por seguir publicando en tu web historias como esta 😉

Aquí nos la cuenta.

James Bond. Fiesta árabe

Unos meses atrás fui a una fiesta árabe, una fiesta de disfraces. Mi amigo italiano y yo decidimos darle un toque de “Las Mil y una Noches” y alquilamos unos divertidos disfraces.

Al llegar la noche, después de una buena cena, nos dirigimos al palacio árabe donde era la fiesta. Llegamos de los últimos, con todo empezado. El Sultán y Aladdin entramos… barra libre y todo lleno de jeques árabes, burkas, deliciosas mujeres haciendo la danza del vientre… un mundo de fantasía ;)

Nada más llegar me encontré en mitad de la pista de baile con mi gran amigo Fer, que iba vestido de tuareg. Así que nos dimos un grandísimo abrazo entre risas como si fuéramos árabes del desierto y le dije:

Yo: “Salam Malekum! Malekum Salam! Ialah, por Alah!!!!”.

Sigue leyendo

Seducción amorosa. Ligar. En la biblioteca

Continúa la cadena de vivencias, ¿te apuntas? 🙂

Hace unos días, nuestro amigo Fernando compartió con nosotros esta vivencia de seducción, que se produjo cuando estaba estudiando (o intentándolo) en la biblioteca. ¿Cómo terminará?

Gracias, Fernando, por traernos tu historia de seducción. Acabe bien o acabe mal, lo importante es que disfrutes en el proceso, que te diviertas 😉

Carta de Fernando

Como estoy de examenes, llevo desde hace 4 semanas yendo a la biblioteca a meter codos, no todos los dias, pero si lo máximo que puedo. Normalmente, me siento en la misma mesa y en la misma silla (si no se me han adelantado antes).

El caso es que hace tres semanas llegue y me tuve que poner en la mesa de al lado, pero el cambio fue para mejor. Tenía justo enfrente una chica preciosa, la cual no habia visto por allí hasta entonces, y me impacto verla (amor a primera vista, jeje), bueno el caso es que hice mi despliegue de apuntes, libros, etc. El caso es que como sentia curioidad a ver que estudiaba y demas pues estuve un rato observando (sentia curiosidad y con ella delante no habia forma de concentrarse), pero tambien ella estuvo haciendo lo propio (miraba, bebia agua de su botella y asi miraba que estaba haciendo, se atusaba el pelo, etc. Ese dia quedo la cosa alli.

Sigue leyendo

Seducción amorosa. Ligar. Seduciendo a un desmotivado

Continúa la cadena de vivencias, ¿te apuntas? 🙂

Hace unos días, nuestra amiga “LCa” compartió con nosotros su experiencia de seducción con un chico al que digamos “le costaba arrancar”. Uno de esos que parece que sí, pero luego es que no. De los que unos días da señales positivas mostrándole que le gusta, sin embargo, no da el siguiente paso, desaparece, no llama, o muestra poco interés.

“LCa” nos cuenta cómo fueron sus dos “asaltos” con este chico. Lo mejor de ella es cómo se ha tomado todo esto. ¿Las cosas no han ido del todo como esperaba? OK, la vida continua. ¡A disfrutar con otras personas con las que todo surja de manera espontánea, sin esfuerzos!

Gracias “LCa” por compartir tu historia 😉

Carta de LCa (primer asalto)

Estoy intentando seducir a un chico y buscando por la web en busca de consejos me he encontrado con esta página que me ha parecido interesantísima, así que he decidido compartir esta experiencia con todos vosotros (si me permitís que os tutee).

Se trata de un chico que estudia la misma carrera que yo, pero no ha sido hasta este año cuando lo he conocido, porque estaba un curso por encima, pero el último año se ha quedado atrás.

Sigue leyendo

Seducción de este día. Podría seguir siendo buena, pero no quiero

¿Resulta seductor ser “bueno”, demasiado bueno? Sobre este tema, os dejo un texto escrito por las periodistas blogueras MarCleo, que salió publicado ayer en el periódico la Verdad.

Me ha gustado mucho la frase: ¿Quién quiere ser una mosquita muerta, pudiendo convertirme en tu mosca cojonera?

Podría seguir siendo buena pero no quiero (Texto de MarCleo)

Podría ser buena, que sé hacerlo muy requetebién después de tantos años practicando, pero estoy hasta el moño. Podría jurarte amor eterno, que tantas veces he defendido y apoyado, pero me suena tan lejano que de momento lo dejaré en un proyecto de futuro y prestaré atención a vivir solo el presente.

Pues sí señor, podría ser buena, pero no lo voy a ser. De chica buena soy encantadora, pero con el tiempo sería tan predecible que acabaría por volverme sosa, y no quiero vivir con una mochila cagada de aburrimiento y rutina. ¿Quién quiere ser una mosquita muerta, pudiendo convertirme en tu mosca cojonera? Sí, esa que es capaz de aparecer donde menos te lo esperes y hacerte temblar hasta las pestañas.

Sigue leyendo

Seducción amorosa. ¡Qué bueno fue! Comprando unos zapatos

Continúa la cadena de vivencias, ¿te apuntas? 🙂

Hola amigos y amigas. Ayer comprobé, una vez más, lo bueno que es dejar de pensar, y simplemente divertirse. Olvidarse de técnicas y estrategias, y a cambio, disfrutar y dejarse llevar por el momento sin más pretensiones.

Ayer, sábado, fui de compras a uno de los centros comerciales de mi ciudad, pues una amiga se casa pronto y habrá que ir guapo a la boda, ¿no? 😉 Estaba buscando, entre otras cosas, un calzado cómodo, a la par que elegante. Visité varias tiendas y en una de ellas encontré lo que queria, pero se habían agotado los de mi número.

Cuando ya me iba a ir, la dependienta me dijo que quizás podría haber existencias en otra de sus sucursales; llamó por teléfono y hubo suerte, efectivamente tenían de mi número y los reservó para mí, dándole aviso de que iría esa misma tarde.

Me desplacé a la otra tienda, y cuando llegué, vi a la nueva dependienta, y la verdad es que me encantó. Era así pequeñita, muy bonica de cara y se le veía muy viva y despierta. Le avisé de que yo era el que había reservado los zapatos desde la otra tienda:

Sigue leyendo

Seducción amorosa. ¡Qué bueno fue! Me atreví a entrar

Continúa la cadena de vivencias, ¿te apuntas? 🙂

Hace unos dias, nuestro amigo J. Smith nos escribió contandonos cómo fue su experiencia la primera vez que se atrevió a “entrarle” a una desconocida.

Para algunos, esto puede significar algo sin importancia, pero conozco a miles de chicos (y de chicas) que jamás se han atrevido a hacerlo.

Este post va sobre todo para todas esas personas, para que se animen a ello. Cuando lo hagan, ¡verán que nadie se come a nadie, y siempre suceden las cosas mucho mejor de las que uno imagina! 🙂

J. Smith también comprobó, en sus propias carnes, cómo cuando se rompe el hielo hablando con una chica, la siguiente vez es mucho más fácil, y resulta más fluido, tal y como comentamos aquí.

Gracias, J. Smith, por compartir tu historia de “iniciado” en esto de “entrar”. Seguro que muchos chicos y muchas chicas se animan a hacerlo cuando lean tu historia. 🙂

Carta de J. Smith

Hola casanovas!!!

Pues despues de mucho tiempo intentando encontrarme a mi mismo, sabiendo qué me gusta, lo que adoro, lo que me hace vibrar! Os voy a contar lo que sucedió, el viernes!

Sigue leyendo

Seducción amorosa. ¡Qué bueno fue! Academia de baile

Continúa la cadena de vivencias, ¿te apuntas? 🙂

¿Quieres ligar más, quieres seducir más? ¡Anímate y métete a una academia de baile!

Si eres un patoso, o una patosa, y no sabes bailar nada, mucho mejor, allí se encargan de eso, de enseñarte. 😉

Hoy, nos cuenta su experiencia con las clases de salsa nuestra amiga MariposaNegra. Como veréis, bailar, y equivocarse, no puede ser más divertido 🙂 , y cuando uno se divierte, la seducción surge por sí misma. Más abajo cuento una pequeña anécdota que me ocurrió que tiene relación con la experiencia de MariposaNegra.

Gracias, MariposaNegra, por compartir tu historia 😉

Carta de MariposaNegra

Les cuento que he comenzado clases de salsa y la verdad que es muy divertido!

El chico que me gusta está en las clases (es más, él insistió para que fuera) y nos la pasamos muy bien, no sólo aprendemos a bailar sino que nos reimos y divertimos mucho, además de que es una excelente excusa para tener más contacto con esa persona que te atrae !!.

La última clase me maté de risa, era muy cómico que, cuando bailabamos con otros, todos los pasos salian bien, pero cuando bailabamos juntos HACIAMOS DESASTREEE!!! jaja!! (pisotones varios, enredos, choques, no parabamos de reirnos!!) hasta los profes dijeron: cada vez que veo esa pareja, estan haciendo desastreee!! se van a terminar matandoo!! jajajajaa!! son un enredo!!…

Sigue leyendo

Seducción amorosa. ¡Qué bueno fue! Perdido en el metro

Continúa la cadena de vivencias, ¿te apuntas? 🙂

Ayer, nuestra amiga Gatablanca nos trajo una historia real de seducción donde se puede comprobar, como hemos dicho muchas veces, que seducir es increíblemente fácil cuando te encuentras feliz, alegre, y que no necesitas nada más, no necesitas “saber” seducir, ni técnicas, ni consejos. Todo fluye por sí mismo. También, lo vimos aquí.

Gracias, Gatablanca, por compartir tu historia 😉

Carta de Gatablanca

Saludos a todos! quiero compartir una experiencia que tuve la semana pasada, un día que iba contenta porque había sol y buena temperatura (adoro los días soleados!!)

Estaba en una estación del metro, esperando a que llegara el tren cuando se me acercó un chico bastante simpático con cara de estar perdido. Me preguntó por un trasbordo, y de memoria le indiqué uno que me parecía el mejor para él. Entramos. Cada uno se quedó en un extremo del vagón. Entonces me acordé que tenía un plano de metro en el bolso, comprobé si realmente la que le había aconsejado era la mejor conexión, y resultó que había otra que le convenía más, y que, casualmente!!, era la mía.

Sigue leyendo

Seducción amorosa. ¡Qué bueno fue! Cartel en el coche

Apertura 60. Cartel en el coche

Continúa la cadena de vivencias, ¿te apuntas? 🙂

El otro día, una lectora de nuestra Web me envió a mi email una vivencia, una historia buenísima para compartir con todos nosotros. Gracias, Julia, por enviárnosla 😉

Carta de Julia

Lo primero, Violinista, felicitarte por tu gran trabajo 😉 Soy seguidora de la web desde hace mucho tiempo y hoy me he decidido a escribir.

Al leer esta historia, me he acordado de mi amigo Alfonso que es el típico golfo muy ligón; está medio loco, es muy alegre, y tiene mucho éxito con las mujeres.

Un día ibamos en su coche, y vimos que tenía dentro de él un cartel muy grande con su número de teléfono, y ponía “¡LLÁMAME!”. Cuando le preguntamos para qué tenía eso en el coche, nos contó más o menos así:

Sabéis que hago muchos viajes por carretera, conduciendo… Pues hace unos meses, adelanté a un coche donde iba una chica rubia muy guapa, le pité saludando y sonriendo mientras la adelantaba, y ella me devolvió la pitada y la sonrisa. Al ver cómo respondió, bajé la velocidad para que me adelantara, y cuando lo hizo, de nuevo nos sonreimos. La adelantaba, y me dejaba adelantar, así varias veces, como un juego. Incluso al final hasta nos enviábamos besos por el aire en los adelantamientos jaja.

Sigue leyendo