Seducción amorosa. ¡Qué bueno fue! Noche de fin de año

¡Qué bueno fue!

Como ya sabéis, en esta Web dejamos a un lado las teorías sobre la seducción, y nos enfocamos en compartir vivencias reales de disfrute seduciendo. Hace unos días, nuestro amigo Explorador nos envió una que vivió esta Nochevieja, con final feliz y unas sensaciones muy positivas.

Gracias, Explorador, por compartir tu vivencia😉

Carta de Explorador

Muy buenas noches, Violinista!

Te escribo primero para agradecerte el hecho de poder seducir con resultados satisfactorios a las chicas gracias a este blog que llevo leyendo desde hace años. No podría haberlo hecho sin ti. Simplemente la clave está en ser feliz 🙂, como tú dices. Hoy me he sentido con ganas de escribir por fin en esta página y voy a explicar una anécdota reciente. Empiezo:

Todo ocurrió en la noche de fin de año. Esa noche tenía clara una cosa: tenía que pasármelo bien. Así que en vez de ir a la fiesta a la hora que empezaba fui con los amigos a charlar un rato sobre cosas de la vida, propósitos de año nuevo, recordando todo lo que hicimos el año anterior, etc.

Estuvimos ahí cerca de 2 horas y finalmente fuimos a la fiesta. Al entrar vimos un panorama muy agobiante. Estaba lleno de chicos borrachos “acosando” a chicas. Nosotros ignoramos eso y fuimos a lo que íbamos, DISFRUTAR.🙂

Fuimos a la barra y pedimos nuestras bebidas. Recuerdo que había una chica a mi lado. En circunstancias normales le hubiese dicho cualquier tontería pero solo le lancé un par de miradas que fueron correspondidas. Después de eso fuimos a bailar a la pista, pero no a bailar bien, sino a hacer bailes ridículos para reirnos entre nosotros mismos. Esa noche no importaba nada más, sólo disfrutar de una noche de fin de año apasionante.

Mientras estábamos haciendo nuestros bailes, dos chicas se acercaron a nosotros. Nos miraban de una manera rara, como pensando “¿quiénes son estos locos?”. Lo que hicimos al verlas fue mirarlas y reirnos, nada más. A los pocos minutos se acercaron a nosotros, a lo que les respondimos invitándolas a bailar. Ellas accedieron y nos pusimos todos a bailar haciendo tonterías.

Entonces me fijé en una belleza de pelo rubio y no muy alta. Sentí como si ambos fuéramos cómplices de lo que estaba pasando. Ella me miraba y yo la miraba a ella. Nos sonreíamos mutuamente cada vez que nos mirábamos. Entonces fue cuando sentí el impulso. Estuve seguro de besarla en cuanto la cogí, se mostraba totalmente receptiva, como acomodándose. Entonces le dije al oído “esto es arte” y la besé. Fue un beso apasionante, tanto como aquella noche de fin de año, la mejor de mi vida. Después de aquel beso no la he vuelto a ver más, aunque yo lo prefiero así, si la volviera a ver se perdería la magia.

Ahí acaba mi historia. Espero que te haya gustado tanto como me gusta a mi esta pagina!

* * * * *

Y tú, seguro que también recuerdas algún momento de disfrute con alguna chica (o chico), reciente o pasado, aunque fuera por unos segundos. ¿Te apetece contarlo?

Si es así, puedes escribirnos donde dice “Comentarios”, en este enlace.

Si quieres leer más post de tu interés, puedes encontrarlos ordenados en la Guía de la Web.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s