Seducción amorosa. ¡Qué bueno fue! “Una estrofa para ti”

¿Quieres aprender a seducir? Ahora puedes lograrlo de una manera sencilla, lee aquí.🙂

Hoy, nuestro amigo “Poeta de la noche triste” nos trae una historia que le sucedió con una chica, que al principio parecía que no le provocaban efecto sus melodías de seducción, pero al final veremos que hubo sorpresa… cuando menos lo esperaba… Gracias, amigo “Poeta”, por compartir uno de tus momentos de disfrute😉

Carta de “Poeta de la noche triste”

¡Qué bueno fue!

Este post de Alicia me ha recordado a algo que me ocurrió con relación al vino. Fue en un congreso con una chica de fuera.

Todo comenzó en los pasillos de dicho congreso. Mi amigo se encontraba platicando con ella mientras se tomaban un vaso de vino tinto. Al comienzo me acerqué por mi amigo, pero cuando me fijé en ella, me pareció realmente atractiva. Su cabello era negro, largo y lacio; sus ojos grandes, oscuros y un poco rasgados; delgada, de piel morena y de aproximadamente 170cm de estatura.

Llegué saludando a mi amigo y entrando en la conversación que tenían que, como era de otro lado, la conversación giraba entorno de las cosas que hacía por allá. Cuando la escuché, me pareció su voz melodiosa, ya que su tono de voz era diferente por ser de otra parte. En pocas palabras, me pareció toda una belleza exótica.

Estuvimos platicando y tomando un rato, hasta que un profesor nos invitó a un bar. Ya que salíamos del congreso, le puse el brazo por encima del hombro y le pregunté:

Yo:  ¿No hay problema si te abrazo?

Ella: … (silencio)

No me comentó nada, como que no se lo esperaba. Pero no tardé mucho en notar el efecto, porque en un momento después, mi amigo me dice:

Mi amigo: Mira a esas chicas, ¡están preciosas!

Ella: Que les hable él (refiriéndose a mí).

Llegando al bar, me senté entre mi amigo y ella. Platicando con ella me acordé de una estrofa que había escrito en una noche de delirio, que se ajustaba perfectamente a la situación, y le dije:

Yo: Me estoy acordando de una estrofa que escribí, que por cierto, se ajusta a la ocasión.

Ella: A ver, dímela.

Yo:

Tu dulce y suave boca
empapada en tinto vino;
el aroma de tus labios es tan fino
que al que lo percibe le provoca
unas ansias de galán o de asesino,
extraña sensación de afán divino
que entra en pecho y alma toca.

En el momento no pasó gran cosa. Pero después del bar, seguimos tomando mi amigo y yo en el departamento que estaba rentando ella. Seguimos platicando hasta deshoras de la madrugada y todo estaba aparentemente tranquilo, pero a mi amigo le dieron ganas de ir al baño, y nos quedamos solos, ella y yo. Me encontraba sentado y cruzado de piernas junto a su cama mientras que ella se servía un poco de vino tinto, y en eso, me pregunta:

Ella: ¿Te sirvo?

Yo: No, gracias, estoy esperando a que amanezca para irme.

Ella: ¿Te puedo hacer una pregunta?

Yo: ¡Claro que sí! Dime.

Ella: ¿Te puedo dar un beso?

Yo: Bueno, está bien.

Se sentó en mis piernas y comenzó a besar mis labios, y… lo demás se los dejo a la imaginación.

Alberto Hidalgo, gracias por tu excelente trabajo, Tengo apenas unos meses siendo tu lector, y es la primera vez que comento algo. En alguna parte mencionaste que hay que dar, y hoy les comparto esta vivencia.

Alicia, gracias por recordarme aquel momento tan grato. Que bueno que confesaste, la verdad, estuvo genial. Hay que tener cuidado contigo.

¡Saludos y gracias!

* * * * *

Y tú, seguro que también recuerdas algún momento de disfrute con alguna chica (o chico), reciente o pasado, aunque fuera por unos segundos. ¿Te apetece contarlo?

Si es así, puedes escribirnos donde dice “Comentarios”, en este enlace.

12 pensamientos en “Seducción amorosa. ¡Qué bueno fue! “Una estrofa para ti”

  1. “Alguien incapaz de apreciar la poesía es incapaz de comprender la seducción” (Lex Luthor, Smallville).

  2. He de decir, que me gusta la poesía, me gusta ser romántico, pero solo lo suelo expresar por palabras, frases a una chica linda que me inspire, lo malo es que no funciona para seducir.
    Le he expresado mis sentimientos a una chica, por medio de frases bellas, que enserio decían lo que mi corazón quería, sentía. Pero no funciona ella sigue hay como si nada, lo que creo, es que ahora, las mujeres creen que las palabras solo son lo que son, palabras, que con el viento se van.
    Creen que es solo una mentira, que es solo parla, que los románticos ya no existen, y que la sinceridad tampoco, lastimosamente creo que no podre utilizar el romanticismo para seducir.
    Tendré que utilizar la teoría del patán, parece ser, que es lo que funciona.

  3. A mí es que me gusta la estrofa, tiene un toque erótico y bien expresado (me aburren las metáforas fáciles), así que no me extraña que Poeta-de-la-noche-triste terminase con lo mismo que sugería😀

    Me recuerda a esta:

    Te vi de pie, desnuda y orgullosa,
    y bebiendo en tus labios el aliento,
    quise turbar con infantil intento
    tu inexorable majestad de diosa.

    Me prosternó a tus plantas el desvío
    y entre tus muslos de marmórea piedra,
    entretejí con besos una hiedra
    que fue subiendo al capitel sombrío.

    Suspiró tu mutismo brevemente
    cuando la sed del vértigo ascendente
    precipitó el final de mi delirio;

    Y del placer al huracán temiendo,
    se doblegó tu cuerpo como un lirio
    y sucumbió tu majestad, gimiendo.

    Rubén Martínez Villena

  4. Ya veo, entonces seguiré siendo romántico, tal vez al final me lleve una sorpresa.
    Es solo que suelo halagar mucho, quizás no sea tan seductor eso.

    Bueno solo queda esperar a la noche para escribirle un poema.

  5. Guitarrista, lo importante no es lo que dices, sino COMO lo dices.

    ¿En qué se diferencia un chiste muy bueno de uno normal? Aunque el chiste sea el mismo, muchas veces depende de QUIEN lo cuenta y de COMO lo cuenta.

    Muchos chicos intentan ser románticos para seducir y hay algunos a los que sí les funciona y hay otros a los que no. Y la diferencia está en que a los que le funciona no es que sean patanes, es que se sienten bien consigo mismos, se quieren y se aceptan como son y se sienten valiosos, seductores, deseables y atractivos.

    Y en todos ellos, ser “romántico” no es “el truco” para conquistar mujeres, sino simplemente “una forma más de expresar” quiénes son

  6. Ah¡ jeje disculpadme, por ser cabeza dura, creo que ya lo comprendo.
    Esperadme a ver si, si es así.
    Tiene que ver con lo de generar alto valor, sentirte valioso, con lo que transmites a los demás, de acuerdo a lo que sientes, como te sientes.
    Lo que tengo es que generar más confianza más seguridad, en mi interior y así se verá en el exterior, conectar conmigo mismo. Generar ese deseo en mí, para ser deseado.
    Como decía en el post, lo que soy es un mendigo, así que cambiare eso.
    Ahora seré un regalo para ella (pero sin sentirme superior a ella) porque eso es de patanes.
    Y si siendo romántico es como me gusta expresarme y por medio de la música. Así que no es lo que le diga con ello si no COMO se lo diga, lo que le transmita con ello.
    Qué bien, como en España. Enhorabuena, para vosotros.

  7. “¿Qué es un poeta? Un hombre desgraciado que oculta penas hondas en su corazón, pero cuyos labios están hechos de tal manera que los gemidos y los gritos, al salir por ellos, suenan como una música bella” (Sören Kierkegaard, Diapsalmata).

    Aclaro que cuando hice la estrofa, mi estado de ánimo no era el más propicio para seducir. Pero cuando se la dije a ella, dejé salir esas palabras con todo el contenido emocional que me provocaba, que por cierto, surgieron de manera natural y espontanea. Fue una mezcla de algo premeditado (la estrofa) con lo espontaneo (lo que sentía por ella), dándole a entender de una forma romántica y hasta erótica, que me moría por besarle.

    Otra cosa que ayudó, fue que en el momento no intentara besarle. De seguro esperaba que lo hiciera, pero al no hacerlo, se quedó extrañada y eso generó deseo, y si ya lo había, lo intensificó.

    l´guitarrista espero que te sirva mi modesta explicación, que de alguna manera, es teorizar sobre algo que hice de manera espontanea.

    .

  8. La ley del menor esfuerzo.
    Esto me hace dar cuenta de mis errores, de que solo intentaba ser un actor, que por eso no podía transmitir mis emociones, de que me esforzaba, y no era natural.

    Con el post y esta gran explicación, magnifica (hasta lo pude sentir). Ya tengo más luz.
    Gracias, poeta-de-la-noche-triste.

    Hoy voy a ser espontaneo con ella, se lo voy a transmitir.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s