Seduccion. Ligar. ¿Qué debo hacer, o qué amo hacer?

Carta de Saiko

Primeramente muchas gracias por atender mi post violinista porque realmente me ayudas mucho, y pasando directamente al tema, he leído tu respuesta y he llegado a la conclusión de que, si quiero sentirme afable conmigo mismo, y realmente quitarme esta espina de mi ser, es no dejarme llevar por los impulsos de mi cuerpo primero que nada, porque debo mucho, discretamente a que soy muy impulsivo y no controlo bien mis acciones y constantemente me arrepiento de la mayoría que hag, y sinseramente es muy incómodo pasar constantemente por esto.

Muchas veces me han aconsejado de que primero que nada debo tener calma; yo también soy algo encerrado en mi mísmo y en ocasiones de este tipo de situaciones me voy por mi pensamiento que por la realidad pero de a poco he aprendido a ver que la vida tiene sentido… ¡¡Bah!! si te he de contar todo espero que lo leas y me entiendas y me des tu punto de vista, por favor.

Los pensamientos que asolan mi cabeza son muy variados, desde el sentido de que como no tengo muchas relaciones con amigos y otras cosas como me gustaría hacer como conversar en línea con distintos amigos, me van desnivelando por los demás y me siento inferior a ellos, los que se conectan y conversan con sus conocidos.

Cuando cursaba mis dos últimos años en la enseñanza media para cumplir la mayoría de edad frente a la ley, yo vagaba solo y casi no me juntaba con nadie, ninguna persona porque no las aceptaba como eran y las criticaba desde mi interior, y todo esto confluye con el post de arriba, y al leer las primeras líneas del libro escrito por Dale Carnegie una frase me llamó la atención, que dice: “Mi popularidad, mi felicidad y
mi valor dependen en grado no pequeño, de mi habilidad para tratar con la gente”.
Y creo que eso es lo que hace falta, cómo tratar a la gente en su debida forma.

Puede que a veces me den ganas de hablar mucho o nada, pero ¿Debo evitar el hablar de cualquier cosa por mero deseo y no por voluntad?
Me enredé con eso.

Espero que puedas continuar atendiendo mi problema de esta forma.

Saludos y de antemano muchas gracias.

Contestación de El Violinista

Saiko, cada vez que me encuentro bien conmigo mismo, jamás pienso en qué “debo” hacer, sino en qué cosas amo hacer.

Por ejemplo, amo bailar salsa, y no sé si “debería” hacerlo mejor o peor, no sé si “debería” bailar 5 salsas seguidas o 35, simplemente bailo mientras disfruto haciéndolo. Cuando no disfruto, paro, y busco otra cosa en la que disfrute.

Cuando me olvido de qué “debo” hacer y me centro en qué amo hacer, ¡qué curioso!, siempre hay cerca alguien que también ama lo mismo que yo (otros no) y lo compartimos, sin hacer esfuerzos, sin “tener que” hacer nada especial, sin “deber”, sucede todo de manera fácil y espontánea.

Saiko, ahora, tú decides, ¿vas a buscar lo que “debes” hacer o vas a buscar lo que “amas” hacer?

Si estás pendiente de lo que “debes” hacer, estarás sujeto a “reglas” y serán los demás los que dirijan tu vida. No conozco a ningún gran seductor que se someta a ningún tipo de reglas, sólo se dedica a disfrutar siendo él mismo.

Si eliges lo que amas hacer, dirigirás tu propia vida. Ésa es tu brújula para ser feliz, la de tu corazón. Cuando estés perdido, y como recordatorio, mira el dibujo de arriba.😉

* * * * *

Si quieres leer más post de tu interés, puedes encontrarlos ordenados en la Guía de la Web.

15 pensamientos en “Seduccion. Ligar. ¿Qué debo hacer, o qué amo hacer?

  1. Violinista, lo curioso es que de vez en cuando tras salir de esto se vuelve, y lo importante es no hundirse y seguir hacia adelante guiado por tu brujula, y creo que en esos momentos ayuda bastante preguntarse a uno mismo ¿que me apetece hacer ahora?

    Ademas es una terapia formidable para abandonar la ansiedad y asi solucionar cosas como el hablar rapido y con necesidad😉

    muchos exitos😉

  2. Hola,

    Si algo he aprendido de todo lo que he leído en esta web, es que hay que hacer lo que te apetece y dejar de pensar tanto las cosas. Muchas veces perdemos mas tiempo pensando que hacer (si está bien o no) que en hacer realmente lo que queremos, salga como salga.

    Por lo menos por mi parte me he puesto un propósito de año nuevo, y es ese, dejar de pensar tanto las cosas.

    Un saludo

  3. Que curioso, que justo ahora a mi me viene este consejo que ni pintado… y el martes tengo que ponerlo en práctica!!! :O)
    A la basura la corrección excesiva!!😄 nunca tenemos nada que perder en realidad :O)

  4. Creo que estas tratando de que las personas te acepten y por eso tus impulsos, te hacen hablar de cualquier cosa, en verdad el mejor consejo que te pueden dar es el del señor violinista, no pienses mucho, te dara dolor de cabeza jeje, mejor dejate llevar por lo que te guste por lo que te diga tu corazon, no estaras pendiente del resultado y si llegas a fallar no te sentiras mal contigo y por que? por que lo haces solo por que te gusta y lo disfrutas, corrijanme si me equivoco…

  5. Yo también he sentido esa parte de estar totalmente encerrada en mí misma, de observar el mundo a través de mis ojos y no en consonancia con ellos.

    Analizando, fijándome en lo que hacen los demás, intentando dilucidar qué es lo que me faltaba para tener esas amistades de las que todo se alimentaban, para comprender porqué actuaban así y no de mi mísma forma. ¿Por qué ellos podían y yo no?

    Lo primero, después de pasar por la parte en la que el fallo eran los demás, fue de culpabilizarme y creer que el fallo era entonces mío. Era una inútil socialemente que no tenía armas para defenderme ante los ataques, totalmente justificados, del resto.

    Ante esto, he de añadir ahora que el problema radicaba básicamente en la necesidad imperiosa de formar parte de algo, de no ser otra, pero a la vez sentirme totalmente distinta y sentir que por muchos esfuerzos que hiciese por esa adaptación, “ellos” terminarían por darse cuenta de que era diferente.

    A pesar de esta perspectiva pesimista y más bien esclavizadora que me mantenía costantemente pendiente de mí, sin escapar y controlada, empecé a observar desde lejos, esta vez sin tratar de inmiscuirme, de mezclarme, simplemente tratando de entender. (Tendría 16 años…)

    La atención se centró en el lenguaje corporal, en las relaciones de iguales, en las relaciones con inferiores, en la capacidad para relajarse, en la seducción, en cómo jugaban, en cuales eran esos roles que se esperaban, en cómo se vestían, en qué se divertían, cuáles eran los temas de conversación predominantes, en cuál era la forma aceptada de saludo…

    Y más cosas. No me gustaría despreciar estas ideas, estas observaciones que hice, como si fuesen una parte de mi pasado que no quiero recuperar. Observar siempre termina siendo triste si después te quedas de lado. Tras realizar este estudio bienintencionado del que nadie más que yo sabía, y del que me sentía orgullosa, comencé a cultivar otra parte. Preguntar, en los casos que se pudiese, si ante una forma que tenía yo de actuar, provocaba una situación que no era la esperada y porqué.

    Es decir, sin pretenderlo, empecé a abrirme. Hasta ese momento, Melenita_corta era ella y nadie más. Era muchas cosas, pero no más puntos de vista que ella sola. Quisiera o no, los demás solo podían influirme cuando me negaban su atención, su cariño, su aceptación.

    Hablo de un egocentrismo diferente, un egocentrismo que te limita simplemente a tu círculo, en el que eres una protagonista cutre porque nadie te ha dado la opción de ser la estrella. O esa es la sensación. Porque la primera que tiene que darse cuenta de que la estrella lo eres si te apetece.

    Pero llegar hasta esa aceptación es difícil. Y parte del conocimiento de ti mismo a partir de los demás (en este punto, no me refiero a que sea esto lo único exclusivo para conocerte, pero en este momento de tu estado de ánimo es cuando necesitas saber qué es lo que opinan con sinceridad los demás, preguntandoles).

    Estoy haciendo un resumen de unas pocas líneas en comparación con los cuatro años que he recorrido hasta situarme en una autoestima muy consistente.

    Permitid que continue…

    Quien pregunta, obtiene respuestas. Aunque no sea lo que esperas, lo que crees que necesitas. Primero preguntas creyendo conocer de antemano la contestación. No puedo juzgar si esto está bien o mal, solo comprendía que cuando no obtenía lo que esperaba, el sentimiento parecía desalentador.
    Como todo aquello que produce sensaciones negativas, decidí no esperar la respuesta.

    Es decir, me permití perder el control sobre la situación, al entender que dijera que lo que fuese la persona encuestada, lo hacía porque yo quería saber de sus palabras, no escucharme a mí de nuevo a través de su boca.
    Ese pensamiento me relajó. Y encima, empecé a disfrutar de las sorpresas.

    Por supuesto, y al margen de esto, relacionado con lo que dice el violinista de cosas que amar, disfrutar con ellas, seguí cultivando todas mis inquitudes intelectuales. Lectora ferviente, eso me extravió de alguna manera del resto, pero después supuso que abrirme fuese más fácil. Si las ideas no podían proporcionarmelas los demás, los libros fueron un aliciente fiel que siempre me entendían, porque no se dedicaban a mí, sino a ellos.

    Dejé que algunos instantes de mi vida se tintasen de protagonismo, luciendo con orgullo ante un pequeño grupo mis relatos eróticos, mi poesía, o quizás mi pintura. Esos instantes de atención admirada que me proporcionaron una perspectiva de mí que había obviado machancando mi mente con insultos de rara, antisocial, extraviada, incomprendida.

    Creí ver en el brillo de los amantes de esos momentos algo bueno, algo que podía relacionarse con la pasión, con la creacción, con ver que ni yo era una víctima de mí, ni los demás mis verdugos.

    No se puede abrir la puerta a cualquier extraño, pero si les dejas pasar, descubrirás que a lo mejor te diviertes más de lo que esperabas, y es que estar solo contigo puede ser alentador, pero dejar compartirte es aún mejor.

    Paso a paso se consigue, aunque este todo muy lejos.

  6. Me encanta esta respuesta. Qué importante es sentirse contento y bien contigo mismo. Seguir las cosas que a ti te hacen feliz. Hacer las cosas porque disfrutas, porque es lo que amas, y sin esperar la aprobación ni aceptación de los demás.

    Esa frase de “haz lo que amas, no lo que debes” también me recuerda a “no desde el temor, sí desde el amor”, que resume las dos motivaciones de mandar un mensaje, decir una frase, hacer un plan con una chica… si lo haces con miedos, con la intención en el fondo de gustarle o agradarle, desde el temor, no disfrutas y sale mal. Si lo haces desde tu corazón, con gusto, porque quieres, porque te sale solo y desde el amor… te diviertes, sale fluido y seduce🙂

  7. Hola Saiko,

    pienso que quieres ser aceptado, querido por los demás, que ellos no te rechacen, para no quedarte solo…
    hoy estas solo y no te sientes bien…
    por qué no cambias de estrategia para cambiar tu mundo?

    Te propongo una, quizás a ti se te ocurran más y mejores, pero yo te propongo la siguiente, la que yo sigo y me funciona…

    El centro de todo en tu mundo eres tú, sino te valoras a ti mismo, si no te das importancia, si no te consideras valioso no habrá valor en tu mundo y los demás no querrán saber de él…

    Si aprendes a quererte a ti mismo, a sentirte valioso…tu mundo tendrá un gran tesoro que eres tú y por consecuencia, y no como meta a alcanzar, la gente querrá visitar tu mundo.

    Bonitas palabras…pero cómo se logra eso?
    Muy fácil y a la vez muy difícil, no seas tan duro contigo mismo, reconoce tus virtudes, acepta que no eres perfecto, el otro podrá ser más hermoso pero tu tienes otras virtudes, es decir, el otro no es mejor que tú, sino ambos son buenos pero en diferentes categorias.
    Y lo demás pasos a seguir?…lo descubres escuchándote a ti mismo, tratando de descubrir que quieres, y por sobre todo queriendote mucho!

    Saludos
    Bailador

  8. De donde sacas un poquito de inspiracion?!
    Buenos dias a todos, disculpenme por empezar asi y no saludar antes, pero es algo que he pensado desde dos dias atras.

    Diganme a quien no le ha pasado lo siguiente , conoci a una chica, comenze a flirtear con ella, y daba senales de que queria todo conmigo,yo comenze a seducirla y al parecer todo estaba de mi lado, pero no,no fue asi, me entere que ella tiene novio!! pero aun asi me sigue contactando, ella no sabe que yo lo se, pero ya no hago nada por buscarla,ni quiero saber de ella, si lo hiciera se que estaria degradando mi autoestima.

    A lo que voy, es que hacen ustedes cuando sucede algo asi, de donde sacamos un poquito de inspiracion que haga comenzar con el maravilloso juego de la seduccion con otra persona.

  9. Me encanta este post, el mensaje que se quiere dar me encanta.

    melenita_corta me encanta tu respuesta, tu resumen de tu vida, tu autopsicoanalisis…es tremendamente profundo e interesante cíomo con 16 años ya pensabas tanto en las cosas, en ti, lenguaje corporal y demás, y como has crecido hasta un autoestima sano, enhorabuena!

    Me quedo de todo con el propósito que me hice y me hago…pensar menos y sentir más…dejarme llevar…para gente como yo que piensa mucho las cosas, demasiado quizás, lo mejor como decís es hacer las cosas desde dentro, no tanto el “a ver q va a pensar ella o él si le diga tal o cual…como va a reaccionar…” y hacer lo que uno siente…es algo en lo que ando trabajando y me gusta.

    Gracias.🙂

  10. “Violinista” es interesente leerte y leer el sentir de quienes participan…
    Pregunta (s)…. por qué tengo la tendencia a alejar a quienes se aproximan a mi? por qué el temor de entablar una relación?
    Por que hago, y digo lo que no quiero?… y luego viene la ola de autorecriminaciones; creencias tal vez? temores? pero a que o a quien? a ser dañada? pero si nunca fui dañada….. en fin
    Se que yo tengo la rpta a todas estas preguntas… el detalle esta en que me empecino en no ser consciente de ellas.

    Gracias por leerme

  11. Violinista te tengo una pregunta con respecto al post y espero tu respuesta, por favor.

    Sabes, he intentado hacer lo que escribiste pero hay algo que no me deja tranquilo conmigo mismo, y es que creo que me hace falta alguien que me apoye y creo que es porque no tengo demasiada confianza conmigo mismo.

    Muchas gracias de antemano y saludos y suerte con tu libro y tu futuro.

  12. Busca un amigo que te sirva de “Ala” y listo, si no tienes cnfianza en ti mismo, al contar con un “ala” este te apoyara y podras sentirte con mas seguridad, pero jamas forces nada, si no te sientes seguro aun con tu “ala”, no es tu momento, toma un respiro y vuelve a la “accion”…

    Zorra

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s